viernes, 5 de agosto de 2011

Almagro

Pensando pensando me doy cuenta de que hay muchas más cosas que también son para el verano. El teatro al aire libre, sin ir más lejos. Para disfrutar de buen teatro clásico tienes que estar en Almagro. Cada año el Festival de Teatro Clásico se identifica con un ilustre autor teatral. Hace dos años que estuve y el Festival era de Lope. Este año es de Calderón.
Es suficiente con estar allí una semana aunque el Festival dura un mes. Llegas en autocar de línea desde Madrid y regresas en tren hasta Atocha, o viceversa. Si vas con tu propio coche aprovechas para hacer turismo por los campos de Calatrava. Estuvimos hospedados en NL Hotel Almagro situado a las afueras del pueblo y en la misma carretera de Bolaños. Es un rato de andar hasta el centro de la Villa lo cual tampoco está mal porque te permite una última charla con la compañía que lleves y siempre que no hagas el camino en horario prohibido por la climatología. Si quieres sobrevivir tienes que imitar el tipo de vida de los de allí. Hay unas horas centrales donde no hay vida fuera de las casas y otras horas donde sólo hay vida fuera de las casas. Tienes hospedaje alternativo del que recomiendo el Parador, la Posada de los Caballeros y la Casa del Rector. El aire acondicionado es imprescindible porque a ciertas horas el calor es tal que se te puede derretir la sesera metafísica y parte del cuerpo físico en un intento por sobrevivir.
De buena mañana la vida se concentra en la plaza mayor, esquina con el ayuntamiento y la casa de loterías y quiosco de prensa todo en uno. El Bar es de  D. Fucio en plena plaza mayor y a la sombra de la iglesia y convento de San Agustín que también hace esquina. Este convento del siglo XVIII, sin culto en la actualidad, se dedica a exposiciones no permanentes con interés teatral. El desayuno consiste en un café con leche, zumo natural de naranja, pan tostado con aceite y queso manchego -el de la tierra, vamos-. En esta misma calle de San Agustín se encuentra la única farmacia del pueblo y seguidamente la biblioteca municipal. Sigues andando y a mano izquierda se encuentra el mercado municipal que tienes que visitar por lo de pintoresco que tiene. Un poco más y a mano derecha está el Teatro Municipal, único que no se encuentra al aire libre, y desde donde se gestionan todas las entradas que la gente compra muy anticipadamente o te quedas sin ver teatro. Construído en mil ochocientos con planta elíptica y tres alturas. Sigues por esta misma calle y a unos pasos está el Patio de los Fúcares del siglo XVI. Sobrio. De dos plantas. Con un patio interior cuadrado formado por arcos de medio punto. Adquirido por el Ayuntamiento hoy es sede de la Universidad Popular de Almagro, la UNED y uno de los epacios escénicos del Festival de Teatro Clásico. Aquí pude contemplar la obra "Los sueños de Cosme Perez" de la que guardo el más grato recuerdo. Llegando al final de la calle San Agustín se encuentra el antíguo hospital de San Juan. Tiene una sala rectangular grande donde antes se acomodaban - a ambos lados- los camastros de los enfermos y dónde ahora dedican el espacio a exposiciones y conferencias así como talleres diversos. Las habitaciones y dependencias de los frailes son ahora oficinas municipales. Anexo a todo esto está un grán jardín y un patio interior que todo junto forma uno de los lugares escénicos más grandes al aire libre y con mejor acústica de todo Almagro.
La plaza mayor es rectangular con soportales en la planta baja y dos alturas. Justo en la mitad de ésa está el Corral de Comedias único edificio completo e intacto que queda en todo el mundo del siglo de oro. Inicialmente era un edificio para alojamiento de viajeros. Reconvertido en sala de comedias y dónde se iniciaron en ella autores de la talla de Lope de Vega o Tirso de Molina. Adquirido por el Ayuntamiento se trata de un edificio rectangular con soportales en la planta baja y dos pisos de galerías. Quiero destacar, para terminar, un edificio al lado norte de la Plaza Mayor del siglo XVI. Residencia de frailes legos y caballeros de la Orden de Calatrava. Residencia del Gobernador de Almagro. Cuartel de Caballería, y un largo eccétera. Hoy es sede del Museo Nacional del Teatro Clásico. Hay mucho más. El que quiera conocerlo ya sabe dónde ir. Salud y mucha mierda.